Un diente oscurecido es un problema que debe ser atendido por un dentista. Aunque existen muchas razones por las cuales sucede, es preocupante que se torne negro o marrón oscuro. Normalmente, las piezas dentales naturales y sanas tienen un tono amarillento o gris extremadamente claro.

Existe la creencia de que los dientes son blancos, sin embargo, esto no es correcto. La dentina es la principal responsable del color dental, y puede variar según la persona. A pesar de esto, el oscurecimiento no es un comportamiento normal que tenga la pieza. Hay varias afecciones que provocan dicha tonalidad, aunque también puede ocurrir por traumatismos.

En la Clínica Pons Soria tenemos el gusto de ayudarte con tu problema. Te daremos la información necesaria para determinar si tu caso debe ser atendido por un profesional. Además de que te brindaremos algunos motivos por los cuales tienes un diente oscuro.

¿Cuál es la razón para el oscurecimiento del diente?

Tal como hemos dicho con anterioridad, el oscurecimiento del diente puede ocurrir por varias razones. Además de afectar la estima dental, esta situación genera desconcierto y preocupación en el paciente. El negro no es un tono normal que deban tener los dientes.

En este sentido, el experto deberá determinar el origen para establecer el tratamiento más idóneo. Algunas de las posibles causas son:

Necrosis

La necrosis pulpar se da cuando el nervio del diente muere. En caso de ser por una caries, la misma avanzará hasta llegar al nervio y provocar una desestabilización total. Los vasos sanguíneos internos de la pieza sufren una rotura, lo que a su vez provoca la muerte del tejido blando.

Si no se trata a tiempo, las colonias o cúmulos de bacterias proliferan en la zona muerta del diente. La combinación de estos factores provocan el oscurecimiento de la pieza dental, comenzando con un marrón o gros oscuro, hasta llegar al negro. Las tonalidades cambian conforme pasa el tiempo, agravando el problema.

Traumatismos

Otra forma por la cual ocurre el oscurecimiento del diente es por fuertes traumatismos en la dentadura. Comúnmente, estos ocurren por golpes e incluso accidentes donde un objeto impacta fuertemente la zona dental. Esta situación puede afectar negativamente la pulpa de las piezas, es decir, su parte interna.

Los impactos pueden provocar un sangrado interno. En estos casos, el primer signo que se notará es la tonalidad rojiza del diente. Conforme se va degradando la sangre, el tono pasará a ser más oscuro hasta llegar al característico negro. Los golpes también pueden causar la aparición de la necrosis pulpar. Cuando ocurre una lesión en los nervios dentales, se recomienda ir al odontólogo de manera inmediata.

Dientes calcificados

Los dientes calcificados se producen por fuertes impactos o golpes que afectan la pulpa de las piezas dentales, aunque también se origina por las caries. Básicamente, se trata de las obstrucción del canal radicular.

A diferencia de los casos anteriores, la calcificación puede pasar desapercibido para el paciente, ya que la tonalidad del diente comienza a ponerse amarillo oscuro. Incluso pueden pasar años sin que una persona se de cuenta que tiene este problema dental. También surge a partir de las infecciones bucales no tratadas, aunque el proceso de envejecimiento es un factor de riesgo.

Poca higiene bucal

En algunas ocasiones los pacientes no presentan una muerte del tejido pulpar o daños y sangrados internos. En estos casos, el problema puede ser una higiene bucal deficiente. El sarro es un cúmulo de bacterias que forma una película semitransparente en la parte interna u externa de los dientes.

A medida que las bacterias mueren en las capas de minerales que contiene la superficie del sarro, va tomando un color más oscuro, incluso puede volverse marrón. A su vez, esta situación va oscureciendo las piezas dentales afectadas.

Malos hábitos

Entre las razones más frecuentes de oscurecimiento dental están los hábitos que tienen los pacientes. El consumo excesivo y constante de bebidas con colorantes, ya sean naturales o artificiales, tales como el café o el té, oscurecen los dientes; sobre todo, a un tono amarillo oscuro o marrón. Esta misma situación ocurre con las personas que utilizan cualquier producto con tabaco.

Principales tratamientos para el diente oscurecido

Actualmente, la tecnología ha permitido la creación de nuevos tratamientos para los dientes oscurecidos de los pacientes. En tal sentido, una vez que el paciente llega al consultorio, se le realizará un estudio bucal para determinar cuál es el origen del problema que tienen los dientes.

Cuando se detecta la causa, el experto proporciona un procedimiento que solucione los oscurecimientos dentales. Estos pueden variar según el caso de la persona. Si se trata de una mala higiene, entonces una limpieza dental profesional periódica, junto a un blanqueamiento dental, puede ser la solución.

Lo mismo sucede para los que consumen tabaco, café y té. A pesar de esto, se realiza un estudio sobre posibles patologías provocadas por estos hábitos. Por otro lado, si se trata de un niño pequeño, un tratamiento para solucionar un diente negro puede ser la pulpotomía, para los daños en la pulpa, o pulpectomía, para el deterioro en las raices dentales.

Otras procedimientos pueden ser:

Endodoncia

Con el tratamiento de endodoncia el dentista especializado buscará eliminar la infección y deterioro provocado por la necrosis dental. Se retirarán los todos las partes afectadas con la finalidad de detener el proceso infeccioso, y así evitar que se extienda a las coronas. Este es uno de los procedimientos más importantes, sin él es posible que el paciente pierda por completo el diente.

Carillas dentales

Las carillas dentales son una opción para casos donde el profesional dental decida que el blanqueamiento no es el tratamiento adecuado para el caso del paciente. Generalmente, esta solución se toma en cuenta cuando el diente está completamente oscuro.

Blanqueamiento interno del diente

Cuando termina la endodoncia, el paciente podrá recibir un blanqueamiento interno en los dientes afectados. Tal como indica su nombre, se trata de decolorar el interior de la pieza dental, la cual tendrá un empaste temporal durante una semana o menos. Este material será retirado una vez que el diente recupere su estabilidad.

En Clínica Dental Pons Soria queremos que nuestros pacientes tengan una excelente estética dento-facial y buena salud bucal. Por esta razón ofrecemos todo tipo de tratamientos aplicando técnicas efectivas y apoyándonos en tecnologías modernas. Si notas que tu diente se oscurece, pide una cita llamando al +34 963 303 344.