El flemón es un absceso dental que se localiza en las encías debido a la acumulación de pus junto al diente cuya raíz se ve afectada por una infección bacteriana. El pus se aloja en forma de depósitos, causando una inflamación molesta, que comúnmente se conoce como flemón dental.

Las fuentes de infección que producen el flemón en un implante dental pueden variar. El principal es la muerte de los tejidos que se encuentran en las raíces del diente. Este deterioro es causado por una caries profunda, que si no se trata a tiempo se desarrolla rápidamente afectando el tejido más interno del diente, cuando la infección se esparce por la longitud del implante el resultado es que aparezca un absceso.

Cómo prevenir el flemón en implante dental

Las medidas preventivas son fundamentales para evitar la aparición del flemón en un implante dental. Para ello, lo principal es mantener buenos hábitos de higiene bucal, es decir, cepillarse los dientes después de cada comida, utilizar tanto hilo dental como enjuague bucal. Además, también es muy importante acudir a nuestras clínicas dentales de confianza para que los expertos les examinen sus implantes al menos dos veces al año. De esta manera, cualquier anomalía se puede descubrir a tiempo, de modo que se puedan tomar las medidas necesarias para evitar que ocurra la enfermedad.

Síntomas para identificar un flemón en implante dental

Los pacientes también deben prestar mucha atención a cualquier síntoma o signo sospechoso. Por supuesto, si tiene alguna molestia o dolor, también debe acudir al dentista para que lo examine lo antes posible. Siempre es más fácil eliminarlo en la primera etapa que cuando este está muy avanzado, porque además de ser muy doloroso, suele ir acompañado de medicación, tratamiento de conductos, etc.

  • Dolor e incomodidad al masticar: Si la infección progresa, el dolor puede extenderse a la garganta o los oídos.
  • Problema al abrir la boca: En algunos casos, el dolor causado por el flemón puede ser tan severo que puede causar problemas al abrir la boca y comer.
  • Inflamación: Parte de la cara está inflamada y muestra una masa de esputo típica.
  • Mal aliento: Una característica común es el sabor desagradable y el mal aliento en el implante dental causado por el pus y las bacterias causadas por una infección.
  • Sensibilidad: Esta puede aumentar la sensibilidad dental al beber o comer alimentos muy fríos o muy calientes.
  • Malestar general: Si la infección se ha desarrollado, pueden aparecer fiebre y malestar general.

Para reducir la inflamación y el dolor, se recomienda utilizar antiinflamatorios y antibióticos para combatir la infección, pero recuerda que esto no es suficiente para solucionar la infección, es únicamente para aliviar los síntomas, porque la causa del absceso dental son las bacterias. Por tanto, la lucha contra el flemón en implante dental inicia con el tratamiento más adecuado en el dentista para evitar el riesgo de complicaciones para tu salud.

Tipos de infecciones de implantes dentales

Primero, debes entender que el implante dental está ubicado en la boca, un área llena de bacterias. Además, los implantes son menos resistentes a las infecciones que los dientes: no tienen ligamentos periodontales que los unan al hueso y absorban la carga, tienen menos vasos sanguíneos y las encías que los rodean son generalmente de mala calidad.

Si los pacientes pierden los dientes, deben comprender que sus implantes también corren riesgo de infección y, por lo tanto, deben ser cuidados con cuidado. Los dos tipos principales de infecciones causadas por el flemón en implantes dentales se clasifican como enfermedades periimplantarias y mucositis, es decir, cambios patológicos inflamatorios que ocurren en los tejidos alrededor del implante (hueso y encías).

Mucositis y periimplantitis

La mucositis es una reacción inflamatoria que solo afecta las encías alrededor del implante. Su equivalente en dientes es la gingivitis. Cuando además de la inflamación del tejido blando, el implante pierde parte del hueso que lo sostiene, lo llamamos periimplantitis. De todo ello se ocupa la periodoncia.

Estas enfermedades se caracterizan por el enrojecimiento, sangrado y, a veces, supuración del tejido blando que rodea el implante dental. Cuando se detectan estos signos y síntomas, los profesionales deben realizar una radiografía para ver si hay pérdida ósea. Ambas infecciones son progresivas y pueden provocar el fracaso del tratamiento de implantes dentales, por lo que deben tratarse y resolverse lo antes posible.

¿Cómo tratar un flemón?

Además de eliminar las infecciones para evitar que las bacterias lleguen a los huesos que sostienen los dientes, es importante que las clínicas dentales se ocupen de este problema porque pueden incluso perder fragmentos del implante como resultado. Por lo general, el flemón se origina por caries dentales no tratadas, traumatismos por fractura de dientes o periodontitis.

Por supuesto, existen soluciones para las infecciones por implantes dentales. En el caso de la mucositis, esta patología se resuelve basándose en la limpieza dental realizada en la clínica dental con el equipamiento adecuado y una limpieza de los implantes dentales de acuerdo con las indicaciones del odontólogo y su equipo de higienistas.

Tratamiento

El tratamiento del flemón en implante dental es un poco más complicado, por lo que el objetivo principal debe ser prevenir la periimplantitis y actuar cuando los huesos aún no están afectados (es decir, resolver la mucositis antes de que se convierta en periimplantitis). El tratamiento de la periimplantitis dependerá de la gravedad del caso y del estado del paciente y del implante.

En los casos más leves, el tratamiento será similar al de la mucositis. En situaciones moderadas, es posible que deba recurrir a una cirugía para una limpieza profunda o la regeneración de los huesos perdidos. Y en los casos más graves, puede ser necesario retirar los implantes, esperar a que el cuerpo complete la limpieza del flemón y la regeneración tisular, y luego colocar nuevos implantes dentales y prótesis nuevas para mantenerlas en buenas condiciones.

En nuestra Clínica Dental Pons Soria, contamos con los medios y profesionales adecuados para tratar cada situación debidamente. Si presentas algún síntoma de flemón en tu implante dental, no dudes en contactarnos. Te evaluaremos y brindaremos sugerencias de acuerdo a tus necesidades.