¿Hay una sustancia negra entre sus dientes que no se elimina después del cepillado o de usar hilo dental? Puede ser sarro negro, también llamado cálculo dental.  El sarro puede contener bacterias, lo que dificulta la limpieza diaria de dientes y encías, lo que provoca como resultado enfermedades de las encías y otras complicaciones de salud bucal más graves.

Afortunadamente, en la Clínica Dental Pons Soria contamos con profesionales capacitados para eliminar el sarro negro de la boca y además ayudar a evitar las enfermedades relacionadas con su aparición, además de arreglar la boca completa del paciente.

¿Qué es el sarro?

De todas las enfermedades bucales conocidas es la más común. Entender cómo se produce es muy importante para prevenirlo, por eso te describiremos algunas de las características del sarro y qué puedes hacer para reducir la posibilidad de contraerlo.

El sarro, también conocido como  “odontolito” o “cálculo dental”, es una sustancia mineralizada, de textura dura que se acumula comúnmente en la base de los dientes cuando no se elimina la placa. Aparece por fuera y por dentro de la base de los dientes.

Pero… ¿Qué es el sarro negro?

El sarro negro es una sustancia que se forma a partir del sarro ordinario, sin embargo, este sufre una decoloración debido a una mala higiene y hábitos provocando que se acumula entre y sobre los dientes. Siendo esta una etapa más avanzada del sarro ordinario, supone riesgos mucho mayores.

Causas del sarro negro y complicaciones

El sarro comienza a tornarse de color negro cuando se tiñe. Puede haber varias razones para esta decoloración oscura y estas pueden ser: sangrado de las encías, consumo constante de bebidas oscuras como gaseosas o vino y tabaquismo. El sarro impide una correcta la higiene bucal y fomenta la aparición de bacterias en los lugares es difícil de limpiar con el cepillado diario, lo que generalmente conduce a problemas de salud bucal más graves llegando a crear complicaciones.

Gingivitis

La gingivitis es la enfermedad bucal más común (y más leve) de las encías. Puede causar irritación, enrojecimiento e inflamación de las encías en la zona alrededor de la raíz del diente, este padecimiento está asociado directamente con la acumulación de sarro o sarro negro en los dientes.

Periodontitis

La periodontitis es una infección avanzada de la gingivitis común, en la que las bacterias acumuladas dañan los tejidos de las encías y destruyen poco a poco los huesos que sostienen los dientes. Casi siempre la periodontitis comienza por el almacenamiento de sarro o sarro negro en los dientes. Si no se elimina a tiempo, la enfermedad progresará llegando a ser muy peligrosa.

La periodoncia es el área que trata la periodontitis, esta es causada cuando la placa dental se endurece por debajo de la línea de las encías y se convierte en sarro negro, que es más difícil de eliminar y está lleno de bacterias. Si se llegase a complicar puede ser grave, hasta el punto de que los dientes se aflojen o incluso se caigan.

Caries

La caries dental no es más que una infección bacteriana en los dientes. Cada vez que comemos algo, si el azúcar que ingerimos no se «quita» mediante una buena higiene bucal, se quedará en la boca y será metabolizada por esta placa bacteriana para producir ácido, lo que hace que el pH de la boca baje y el diente se degrade gradualmente.

Halitosis

La halitosis es el resultado de problemas dentales, como caries o enfermedad periodontal. Ambas enfermedades se pueden prevenir con un buen cuidado e higiene bucal diaria, ya que las bacterias de la placa y el sarro negro son las causantes de ellas y producen mal aliento.

Cómo prevenir el sarro negro

Los dentistas coinciden en que la mejor forma de prevenir el sarro y evitar sus consecuencias negativas es seguir una estricta higiene bucal, además de asistir periódicamente al odontólogo para una limpieza dental. Por otro lado, si lo deseas, ofrecemos blanqueamientos dentales que es un procedimiento puramente estético diseñado para que nuestros dientes luzcan mejor.

El objetivo de la limpieza dental es eliminar todo el sarro (amarillo o negro) y la placa bacteriana que se acumula en nuestros dientes, debido al paso del tiempo y los efectos de algunos productos (como la nicotina o el café).  Bajo estas condiciones los dientes suelen oscurecerse y en estos casos el paciente puede consultar a un dentista  si le recomienda un blanqueamiento dental y cuál es el mejor.

Cepilla tus dientes después de cada comida

Realiza un cepillado diario, al menos una vez después de comer. Si el cepillado periódico ya forma parte de tu rutina, asegúrate de estar empleando la técnica correcta. Usa una pasta de dientes que sirva para el control del sarro, con la finalidad de prevenir la aparición de este tanto como se pueda.

Usa hilo dental

Limpia el espacio entre los dientes una vez al día. Utiliza un irrigador dental o un cepillo interdental para acceder al hueco entre los dientes y debajo de la línea gingival y eliminar los agentes irritantes, como bacterias, restos de comida y reducir la inflamación.

Incorpora enjuague bucal a tu rutina

Agrega un enjuague bucal para mayor protección. El uso diario de un enjuague bucal especial para el control de la placa dental, te ayudará a combatir infecciones y controlar la aparición de bacterias en la boca.

Planifica una limpieza dental cada 6 meses

Los profesionales de la odontología son los indicados para identificar cualquier condición en su etapa de desarrollo inicial para eliminar la placa antes de que se convierta en sarro.

Además de estos hábitos de higiene bucal, si existe una tendencia a la caries u otras enfermedades, se recomienda acudir al dentista para una limpieza dental profesional cada seis meses.

¿Cómo eliminar el sarro negro?

El sarro es imposible de eliminar con el cepillado y el hilo dental; se requiere de una limpieza dental profesional para eliminarlo por completo.  El procedimiento para eliminar el sarro negro debe ser realizado por especialistas de la salud dental. Con herramientas especiales, que pueden ser manuales o ultrasónicas, el experto eliminará el sarro negro de la boca.

Además de eliminar el sarro negro de la boca, un dentista también debe proporcionarle técnicas de limpieza efectivas para ayudarlo a mantener la salud bucal y prevenir la aparición de sarro negro.

En Clínica Dental Pons Soria, recomendamos que los pacientes visiten al dentista al menos dos veces al año. El sarro negro puede llegar a localizarse fácilmente debajo de las encías y debe ser extraído por profesionales.